La Casa del Hada RIS! RIS! SAS!

Marisela Duarte Burgos

La Hada RIS! RIS! SAS! Es un hada muy traviesa y simpática que vive cerca de mi casa.

La habitación en la que duerme está llena de polvos mágicos, 1,2,3 ¡Achi!, ella nunca la limpia, tiene también estrellas fugaces yendo de un lado a otro y una hamaca de seda, sujetada por dos mariposas. A las Hadas les gusta por la noche subir a las nubes y cuando nadie las ve pescar estrellas para pegarlas en el techo de sus habitaciones.

¿Te imaginas el interior de su armario? Todos sus vestidos son blancos, le tiene pánico a los colores. Y le gusta vestir de blanco para camuflarse en la luz. Sus alas y su varita siempre escondidas en un cajón, ¡PUM! Tropezamos con su bolso mágico, ¡Qué crees que puede llevar dentro?.

¡Entremos a su baño!, ¿Qué podremos descubrir en su baño?, miles de espejos de aquí para allá, A las Hadas les encanta mirarse en el espejo, ¡Son demasiado hermosas y vanidosas! Tiene un cepillo para peinar sus largos y dorados cabellos, muchas espumas y burbujas para la bañera, un frasco grandote de polvos  mágicos de estrellas para disimular sus arrugas y mantener su juventud, una gran rosa para perfumarse cada mañana.

¿Ahora vamos a visitar la cocina?, que gran y blanca cocina, llena de frascos para realizar su más divertidas pócimas, ¡Cataplum! Revienta una olla y salen miles de ¡Ris! ¡Ris! ¡Sas!, seguro que debe ser una poción mágica para que quien la beba caiga en un gran ataque de carcajadas !Qué divertida es la Hada ¡RIS! ¡RIS! ¡SAS!

Si algún día vas de visita a una gran casa brillante, de los más hermosos colores, y un gran jardín de flores, y se parece en algo a la casa de la Hada ¡RIS! ¡RIS! ¡SAS! Ten cuidado y pide rápido un deseo que puede ser la casa de un hada traviesa.